Ahorrar energía en nuestra vida diaria 

Hay muchas formas de como ahorrar energía, tanto en nuestra vida diaria como en una gran cantidad. Cuando ahorramos energía reducimos su consumo consiguiendo los mismos resultados que gastando más. Debemos disminuir el gasto de energía para proteger el medio ambiente y así ahorramos dinero.

Generar energía supone beneficiarse de unas fuentes naturales que nos da nuestro planeta, como el carbón, el petróleo o el gas.

Si ahorramos energía estamos ayudando a que no se construyan centrales de energía nuevas o de importar energía de otros países, con esto nos estamos ayudando a nosotros mismos y a las nuevas generaciones.

Publicidad

El ciclo de vida tiene mucho que ver con el gasto de energía, ¿cómo es esto?. Casi todos los productos de uso diario generan un impacto energético, en su producción, utilización y en el término. Paro la fase más importante es su vida útil.

Por ejemplo en el caso de los plásticos, son unos materiales de mayor rendimiento energético que existen. Su fase de utilización tiene un ahorro de energía mayor  que la que se necesita para fabricarlos. Además el plástico, por ejemplo, de una botella de agua es ligero lo que hace que el transportarla sea también un ahorro de carburante por el camión que la transporta, convirtiéndose en un ahorro de energía.

¿Qué podemos hacer nosotros en nuestra vida diaria para ahorrar energía?

Hay muchas formas de ahorrar energía en el día a día, aquí te proponemos unos ejemplos:

Publicidad

Ahorro de electricidad

  • Use bombillas de luz de bajo consumo: ahorran hasta un 75% de energía.
  • Apagar la luz cuando salga de una habitación o utilizar la luz diurna.
  • Si tiene calefacción central, gradúe el termostato a unos 20 grados centígrados y abríguese un poco más dentro de la casa. Cada grado suplementario representa un 7% más de consumo energético.
  • Si la calefacción que usa es a leña asegúrese de que ésta no sea de especies en peligro o, mejor aún, recolecte usted mismo ramas caídas.
  • Use la lavadora llena: ahorrará agua y electricidad.
  • Si tiene calefacción central, gradúe el termostato.

Ahorro en  la cocina

  • No malgaste electricidad, hierva solamente el agua que necesita.
  • Prefiera ollas a presión.
  • Tape las ollas: el agua se calentará más rápido y consumirá un 20% menos de gas.
  • Limpie regularmente los quemadores de la cocina: si se atascan consumen un 10% más de lo que debieran.
  • Revise su calentador al menos una vez al año.
  • Descongele su frigorífico por que la escarcha crea un aislamiento que puede acarrear un 20% de consumo eléctrico suplementario.
  • Compre alimentos de temporada e idealmente producidos en su localidad. Son más baratos desde el punto de vista del transporte y la refrigeración.
  • Prefiera alimentos orgánicos. Las granjas de producción intensiva pierden al año cuatro veces más tierra de labranza que las granjas orgánicas.
  • Produzca menos basura: recicle, reutilice, repare.
  • Elegir productos con envases que pesen poco, para el ahorro de transporte.
  • Usar menos el horno y más el microondas para calentar la comida diaria.

ahorrarAhorro en el baño

  • No use el inodoro como un canasto de basura, ni suelte el agua sin necesidad: un inodoro que continúa fluyendo puede desperdiciar hasta 200 mil litros de agua en un solo año y esto no contribuye mucho a la hora de ahorrar energía.
  • Una ducha rápida utiliza menos agua caliente que una tina llena (y ahorra energía).
  • No deje los grifos abiertos innecesariamente.

Ahorro en el transporte

  • Cambiar nuestro medio de locomoción, podemos utilizar más el transporte público, ir a pie a los lugares más cercanos e incluso utilizar la bicicleta para desplazarnos .Así contribuirá al ahorro de petróleo.

Ahorro en la oficina

  • Apague su computador si no lo está utilizando: un aparato en posición de espera puede representar hasta un 70% de su consumo diario, una muy buena manera de ahorrar energía.
  • Apague las luces cuando no se está en el sitio de trabajo.
  • La utilización de pilas recargables y no desechables, con esto ahorramos dinero y cuidamos el medio ambiente.

También hay que tener en cuenta los efectos que tienen los materiales que usamos a diario en el medio ambiente. En nuestro día a día utilizamos la madera, el metal, el vidrio y los plásticos. Todos estos materiales tienen consecuencias en el medio ambiente, y tenemos que ser conscientes de ello.

 

Deja un comentario